Facebook LinkedIn Mail Twitter WhatsApp

Entrar en el pueblo de Busot con sus estrechas calles significa viajar atrás en el tiempo. Es como si el reloj se hubiera detenido hace 50 años. Las fachadas de las casas resultan sorprendentes. El ayuntamiento está en la plaza del pueblo y su hermosa estructura lo hace parecer un monumento.

No hay muchas tiendas. Una pequeña panadería, una tienda de comestibles, un par de cafeterías y restaurantes permiten suplir las necesidades diarias. Para compras más grandes los 3.200 habitantes sólo tienen que conducir 10 minutos a San Juan o Muchamiel. 

El pueblo antiguo no ha cambiado a lo largo de los siglos, el desarrollo se ha llevado a cabo en los alrededores- Llano de los Pastores, Pisnella, Bonalba Alta, Los Patos…

Una atracción turística son las Cuevas del Canelobre que se encuentran en la sierra llamada Cabezó d’Or, justo detrás del pueblo de Busot. 

Busot se encuentra a tan sólo 326 metros sobre el Mediterráneo por lo que resulta muy fácil bajar a la playa. Practicar senderismo, ciclismo de montaña o simplemente deambular por el caso antiguo resulta siempre agradable.

Busot no tiene edificios altos y sólo hay dos bloques de apartamentos. El 80% de las viviendas en Busot son chalets unifamiliares con parcelas a partir de 800m2, el 20% restante son villas y apartamentos. Los precios varían ampliamente desde los 150.000€ hasta los 350.000€ dependiendo del año de construcción, estado y situación de la vivienda.